Creadoras, galeristas o comisarias relatan en un manifiesto los abusos sufridos. Defienden que ya no se pueden ignorar ni silenciar.

Les indigna. Pero no les sorprende. Porque hace años que las 1.600 firmantes son testigos o víctimas de acoso sexual en el mundo del arte. Así lo dejan claro en un manifiesto, publicado hoy en Internet, en el que lamentan los abusos habituales en su sector y prometen acabar con el silencio en el que suelen acabar las denuncias. “Ahora somos demasiadxs para que se nos ignore”, asevera la carta, con una fórmula que emplea cada vez que se refiere a las firmantes. Es decir, “artistxs, administradorxs, asistentxs, becarixs, curadorxs, directorxs, escritorxs, editorxs, educadorxs, estudiantxs, galeristxs, y otrxs trabajadorxs del mundo de arte yhemos sido manoseadxs, debilitadxs, acosadxs, infantilizadxs, despreciadxs, amenazadxs e intimidadxs por los que están en posiciones de poder y controlan el acceso a recursos y oportunidades”, tal y como se lee en el texto.

Leer mas…